Digiformag Logo - Le magazine de la formation professionnelle
, E-Learning

¿Conoce el principio del bundle?

Resumen

¿A qué nos referimos exactamente? A una técnica que combina formación y marketing. Se dirige, principalmente, a formadores independientes y personas que ofrecen formaciones, pero que (todavía) no han obtenido su certificación. Descubra en el bundle una plataforma de lanzamiento eficaz, económica y muy satisfactoria.

¿En qué consiste un bundle?

Traducido como «paquete», el bundle se basa en un principio bastante simple: varios profesionales se reúnen para compartir sus conocimientos y ofrecer una experiencia única.

En el mundo de la formación, un bundle hace referencia a un grupo de formadores o expertos que aborda conjuntamente un único tema específico. Cada especialista aporta su experiencia y su punto de vista personal para crear, entre todos, un contenido excepcional y muy rico.

El bundle puede durar el mismo tiempo que una sesión o extenderse durante varios días. El formato varía en función del/la autor/a del bundle: o bien los vídeos se graban de antemano o bien todos los ponentes interactúan en tiempo real. Sea cual sea el caso, el bundle debe respetar un hilo conductor y los expertos deben preparar sus intervenciones. La comunicación con el público se produce a través de un chat o el envío de preguntas por parte de los asistentes. El/la autor/a del bundle debe permanecer disponible y concentrado/a en el proyecto durante toda la duración de este.

El bundle puede existir de manera independiente o integrarse en un programa de formación. De hecho, puede desarrollarse perfectamente en línea con ayuda de un software de videoconferencias y el intercambio de documentos digitales.

¿Qué interés tienen los bundles para los alumnos?

Al reunir a un amplio abanico de profesionales multidisciplinares, el bundle es una auténtica mina de conocimiento plural, prácticamente imposible de encontrar de otro modo. Además de compartir sus propias experiencias, los ponentes pueden confrontar sus puntos de vista y hacer una valoración global del tema.

La multidisciplinariedad es interesante para abordar en profundidad todos los aspectos de un tema. Pongamos como ejemplo un bundle relacionado con la publicidad en las redes sociales. Evidentemente, hay formadores muy competentes para hablar de este tema, pero reunir en la misma sala a redactores creativos, expertos en crecimiento acelerado (growth hacking), especialistas en redes sociales y diseñadores gráficos es, sin duda, mucho más interesante.

Además, la mayoría de los ponentes no son conocidos por los alumnos y, en este sentido, no hay nada más valioso que salir del propio círculo para escuchar otras opiniones, cuestionar las prácticas personales o probar otras formas de trabajar. El bundle también permite descubrir nuevas personas o prácticas recomendadas.

Desde el punto de vista económico, los bundles representan una gran oportunidad. En la mayoría de los casos, por un módico precio, se ofrece un conjunto de intervenciones que, de adquirirse por separado, sería mucho más caro. Así, con los bundles, el conocimiento se vuelve más accesible.

En función de la configuración técnica del bundle, algunos vídeos están disponibles durante mucho tiempo o, incluso, con carácter indefinido. Si el tema es muy técnico o el/la alumno/a no puede aplicar inmediatamente los conocimientos adquiridos, tendrá acceso al contenido durante bastante tiempo.

¿Por qué es interesante para los formadores crear un bundle o formar parte de uno?

En cuanto a la vertiente técnica, un bundle se crea rápidamente, tan solo se necesita un software de videoconferencias o grabación de vídeo. Un bundle no pretende tener carácter cinematográfico y no requiere demasiada preparación visual. Si se realiza en tiempo real, este concepto gira en torno a la espontaneidad, de manera que no todo tiene que estar por escrito.

Y, puesto que resulta rápido de desarrollar, el bundle no supone demasiada inversión. La partida mayoritaria del presupuesto se destinará a la suscripción del software. Para que resulte incluso más económico, averigüe si algún/a ponente posee ya una licencia en uso.

Cuando se emplea como preámbulo de una formación o como versión beta, el bundle se convierte en una prueba a escala real que le permitirá perfeccionar sus argumentos, ajustar su contenido, enriquecer sus ejemplos y validar el interés de la comunidad. También le permitirá anunciar o preparar el lanzamiento de su nueva oferta de un modo más convincente y accesible.

En ocasiones, el bundle es un excelente medio para abordar un tema que no requiere una formación completa como, por ejemplo, un aspecto técnico, la familiarización con un software o la revisión de una práctica. Con una reunión de una hora, tendrá tiempo suficiente para profundizar en el tema sin necesidad de poner en marcha la pesada maquinaria del marketing.

Si su actividad está sujeta a algún tipo de estacionalidad, es probable que necesite cubrir algunos huecos en su horario o en su volumen de negocios. El bundle puede ser una oportunidad perfecta para ayudarle a reactivar un negocio estancado, puesto que exige un esfuerzo mínimo y permite llegar a nuevas personas. ¡Una combinación ganadora para volver a empezar!

La última ventaja de este enfoque reside en la creación de una red a través del bundle. A la hora de elegir a los ponentes, nada le impedirá buscar a alguien de fuera de su círculo como, por ejemplo, expertos a los que siga, profesionales por los que sienta interés o colegas que le hayan recomendado. Esta atractiva experiencia compartida le permitirá crear vínculos estrechos y ampliar su universo.

Y, siguiendo con esta misma filosofía, su universo se abrirá a las comunidades de los demás ponentes. El objetivo comercial del bundle es permitir que todos los ponentes lleguen a más alumnos. Cuando cada experto/a anuncia su participación, el número de personas reunidas aumenta y, por tanto, también el número de desconocidos. Y, si se sienten satisfechos con su intervención, estos desconocidos se convertirán en clientes potenciales.

Las reglas del bundle

Un bundle convincente es aquel que tiene en cuenta tres puntos:

  • La homogeneidad de los ponentes. Deben ser expertos en la materia, aunque no competidores directos. El público no quiere escuchar argumentos repetidos ni contenidos vacíos.
  • La preparación de las intervenciones. Sí a la espontaneidad, pero sin perder de vista el objetivo del Sin hilo conductor, la presentación corre el riesgo de dispersarse.
  • La comunicación. Para que un bundle sea realmente interesante, es esencial crear un espacio de debate entre los alumnos y los ponentes. En tiempo real, una buena herramienta es el chat y, en el caso de un bundle en diferido, la creación de un grupo en las redes sociales o una dirección de correo electrónico única para preguntas es una buena estrategia.

Muy útil entre dos periodos de mucho trabajo, el bundle es una buena estrategia para anunciar o lanzar nuevas formaciones. ¿Cree que organizar un bundle le viene grande por ahora? Pruebe a participar primero en uno sin perder detalle de lo que dicen otros colegas y su red de contactos. De este modo, podrá hacerse una idea del formato y, seguramente, el/la autor/a del bundle estará encantado/a de compartir sus trucos con usted.

Newsletter

lo mas leído

¿Qué es la FUNDAE y cómo se desarrolla esta formación bonificada

¿Qué es la FUNDAE y cómo se desarrolla esta formación bonificada?

MOOC, COOC, SPOC, SOOC: ¿en qué se diferencian?

fp

¿Cuáles son los títulos de FP con más empleabilidad?

La importancia de la alineación constructiva

¿Conoce el principio del bundle?

Digiformag -Vendre ses formations en ligne

¿Alguna vez se ha planteado comercializar sus formaciones en línea?

Diferentes tipos de evaluaciones del aprendizaje virtual

©2024 Digiformag – La revista de formación Digiforma para organizaciones de formación y formadores – Todos los derechos reservados | Aviso Legal | Contacto